DE CAER PARADO

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Cuando en nuestros pueblos se hablaba de alguien derecho, con buena suerte o facilidades para el éxito, decían que era alguien que “cayó parado”. Cuando una mujer de éxito se casaba con alguien con dinero, decían que “no hay nada como caer parada”. Y si se hablaba con algo de café o una botella de guaro, no faltó que escucháramos a alguien decir, después de algún suspiro, que “no hay como caer parado”. Si algo entendí de esas expresiones, por tanto, es que es mejor caer parado que caído, mejor parado que de rodillas, preferible parado que encorbado.
Si Oscar Arias no fuera graduado doctor en Essex, ¿qué habría sido de su carrera política? Cayó parado y pudo pagar sus estudios, o todo lo contrario, que de haber nacido en Texas sería Presidente americano. ¿Será así esto? ¿Esto de caer parado tiene que ver con una coincidencia, una bajada de piso o una conDiosencia, como dice un amigo mío? Si Pavarotti hubiese nacido en Honduras, ¿habría sido la leyenda que hoy extrañamos en el mundo entero? ¿Cayó parado Federer siendo suizo, Marcelo Serpa siendo brasileño o Pablo del Campo siendo argentino? Con las manos abiertas y sin serrucho en la mano, creo que sí.
Siempre he pensado que si Tribu estuviera en Nueva York o Chicago, posiblemente sería 25 veces más grande y exitosa, tendría una red con oficinas en varios continentes y desde luego, ya me habría retirado!. Si esto fuera cierto, ¿qué sería de jotabeqú si estuviera en Buenos Aires? Seguramente, sería agencia del año en Iberoamérica y ya tendría una colección de leones como para competir con cualquiera. El Grupo Garnier sería más grande que WPP si fuera londinense, y no descarto que la suerte de todos sería diferente con un entorno más grande, más competido, más exigente, más conectado. Pensalo por un instante y coincidirás conmigo: el mercado tiene que ver, el medio ambiente marca, la nacionalidad o el origen cuentan y en todo lo que hacemos, es preferible caer parado.
¿Qué fue? ¿Falló la cigüeña y no caímos parados? ¿Nos fallaraon las coordenadas y las condiciones para decir que caímos parados? Depende, por supuesto, como todo. Comparado con quién y te digo. No hay absoluto ni hay definitivo, sin embargo, el punto no es ver para abajo sino hacia arriba. Y por esto, olvidémonos por un instante de los afganos, los africanos, los aborígenes australianos o los nativos del Amazonas. Con relación a alemanes, franceses, ingleses, gringos o argentinos, ¿caímos parados?
Está claro que, si tuvieran el mismo precio, posiblemente preferiremos un carro alemán que uno keniano, unos zapatos italianos que unos croatas, unas chilaquiles mexicanas que unas panameñas, una computadora americana que una peruana. El origen cuenta y nuestra percepción de su calidad está directamente afectada por su nacionalidad.
Las excepciones son pocas, pero ciertamente inspiradoras. Los milagros existen y nada es imposible. Sin embargo, tenemos que estar muy claros: Costa Rica nació caída si la comparamos con la presión competitiva del mundo entero, y todos nosotros los ticos, estamos bajo una especie de suerte jugada al acarrear los valores de un país pequeño y de baja relevancia. A la vez, Costa Rica cayo parada si la comparamos con nuestra hermana Nicaragua, para citar un país cerca, o con muchos africanos o asiáticos, para mencionar unos lejanos.
Estemos donde vivamos y gocemos de los talentos que tengamos, las oportunidades están ahí. Por haber caído parado, algunos la tienen más fácil. Por no haber caído paradas, otras menos. Es un factor que define, y que dado que solo Dios sabe en qué consiste, ni lo analizo ni lo intento. Solo lo señalo y lo tomo en cuenta, que hay que estar claro: es mejor caer parado.
Así que lo de siempre, todo depende y es relativo. ¿Caí parado? ¿Caí caído? ¿Vos, cómo caíste? ¿Me resigno o me rebelo? Lo que sea, unos cayeron más parados que otros, y por esto, que no rajen o que no lloren. Todos somos iguales, aunque hay algunos más iguales que nosotros. Esto de caer parado es todo un tema para los que saben.
Ahí te dejo, por ahora, que es tiempo de hacer otra cosa.
Salud!
Q

Share Article

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Other Articles

LA CLAVE ES INSPIRACION

“Playing for Change” alcanza inspirar al mundo entero de una forma contagiante, simple y sensible en medio de todas las diferencias a la vista y el oído. Si todos nos ocupáramos de inspirar a los

PRIMERAS NOTICIAS DEL YOUNG LIONS

Al llegar hoy a Cannes me encontré con la competencia de print concluida en su etapa inicial, pues tanto Josafat Padilla y Humberto Ling, así como las otras 39 parejas creativas de todo el mundo,

AHORRAR ES DE SABIOS

Esta es la nueva campaña de Tribu para BAC Ahorros y la popular tarjeta de débito La Roja. Con un fino sentido del humor y una frescura agradable para el BAC San José, la campaña

Subscribe

Copyright All Rights Reserved © 2020