Serviré de abono para un árbol

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

O al menos, esa es mi aspiración. Del polvo venimos y al polvo volveremos, aunque tal vez un poco mejorados en calidad de fertilizante. Yo en lo personal prefiero ser cremado que enterrado, y antes de vivir confinado a una copa como en trofeo, elijo servir de abono a un árbol nativo de nuestro país.

Siempre lo he pensado y ahora no tengo duda. Particularmente después de admirar, sentir y vibrar con este ceibo impresionante que capturé a un click en mi Canon S95. Como los llamaban los americanos precolombinos, estas personas paradas son maravillosos ejemplares de la creación, y tal vez con algo de imaginación, dueños de raíces profundas para llegar en algún momento a nutrir con mis cenizas.

Tal vez se pueda transferir algo de memoria, de historia y dignidad. Tal vez sea posible agregar una fracción de ADN o una pizca de emoción. Son como personas erguidas que comparten nobleza, solidez y hasta alegría como en el caso del árbol que también recibió otro click. ¿No te parece inmensamente feliz?

En el camino de la vida no hay nada definitivo, excepto que vamos a morir. Desde luego que si supiera cuántos días me quedan, supongo que usaría mi tiempo de una y mil formas distintas de como lo vivo hoy. Sin embargo, como posiblemente te sucede a vos también, siempre creemos que faltan muchos años y hasta décadas también.

¡Espero que así sea!, pues tengo mucho por hacer aún. Sin embargo, cuando llegue el momento de mi viaje final, me encanta la idea de llegar y ser un poco árbol y mucho dignidad, paz y satisfacción.

Estos árboles protegidos en un entorno maravillosamente inspirador, me hicieron pensar en la vida que sigue y lo mucho que podemos hacer para construirla imponente, inspiradora y ejemplar. Allá llegaremos inevitablemente, mientras tanto me acerco cada día confiando en Dios, y cada día más sólido en mi convicción de que Jesús fue quien él dijo que fue.

Serviré de abono para un árbol. Y tal vez, para otras vidas que desde hoy pueda influir., aunque reconozco que confío también agregar desde siempre con el amor eterno que siento por mi esposa, mis hijos maravillos, por mis padres, mi familia, mis amigos y tanta gente maravillosa que se ha cruzado en mi vida. Luego, solo espero abonar algún ceibo como ese impresionante que tanto me emocionó.

Share Article

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Other Articles

La canción más popular

La canción más popular

Tomé vacaciones y regresé el sábado pasado. Me tomé unos días para el acople y como lo prometido es deuda, acá estoy de vuelta en el blog con una canción: la más popular. De este

Prepárense Young Lions

La Comunidad y La Nación organizarán una vez más la competencia en Costa Rica para llevar jóvenes a competir en Cannes. En el corazón de nuestras organizaciones, estimular jóvenes creativos y creativas de nuestro país es

Subscribe

Copyright All Rights Reserved © 2020